Ordenanza de Actividades Eventuales: Imposición y nuevo ataque hacia la participación ciudadana

Versión para impresión

fotoQueremos denunciar que una vez más, el gobierno municipal de Irun ha hecho caso omiso a las demandas realizadas por parte de los grupos de ciudadanos de procesos participativos que vayan más haya de correos electrónicos y encuestas no vinculantes. Nos hubiera gustado que el gobierno municipal hubiera aprovechado la oportunidad de dar un paso más allá y pasar de una ciudad virtualmente participativa a una ciudad verdaderamente participativa.

Con la aprobación de la ordenanza que ayer se presentaba, en nuestra opinión, ha muerto la participación. La arrogancia, la prepotencia y el «despotismo democrático» de este equipo de gobierno la ha matado. A un correo electrónico, unas cuantas reuniones personalistas y paternalistas por los barrios le llaman participación. 

No es por capricho que muchos colectivos, la práctica totalidad de los sindicatos y algunas asociaciones y partidos se hayan pronunciado ante esta nueva ordenanza sobre la cual, el gobierno municipal pretende ocultar el contenido esencial y sólo mostrar la parte que les interesa que se visualice y se lea. Nos sigue preocupando enormemente que el Ayuntamiento se arrogue el derecho a decidir que es y que no de interés público. En Iruña, Gasteiz y Bilbo ya hemos podido ver como al final este poder nos lleva a la censura política.

No pretendemos generar polémicas, ni protestar por gusto, sino que pretendemos ejercer nuestro derecho como ciudadanas y personas que nos organizamos y que organizamos eventos y actividades en las calles de nuestra ciudad a cumplir los deberes de nuestro Ayuntamiento sobre lo que implica contar con la diversidad de opiniones y sensibilidades que existen en nuestro pueblo. Demandamos transparencia y participación real y no información sesgada o estrategias de ocultación.

Por nuestra parte esto no acaba aquí como no acaba nuestro trabajo por y para la ciudad a la que pertenecemos. En nuestro trabajo diario está trabajar por una participación real y así lo haremos de forma individual y colectiva pues somos personas y colectivos diversos con ideologías y objetivos bien distintos. A pesar de esto sabemos y entendemos que la unión de fuerzas y trabajo conjunto es fundamental y necesario. 

Porque !TODAS SOMOS IRUN! e ¡IRUN ES DE TODAS!

Noticia relacionada: Cuestionamiento del borrador de la «Ordenanza reguladora de actividades eventuales»